sábado, 4 de agosto de 2007

¿EL TAMAÑO IMPORTA?

Aquí va otra entrega mensual de monólogos. Espero que os guste.

LA IMPORTANCIA DEL TAMAÑO

El tema de hoy, es un tema que nos planteamos casi todos los días. Las cosas pequeñas. O las pequeñas cosas, que diría Serrat. Bueno, para que nos vamos a engañar, lo que de verdad importa a todo el mundo son las cosas grandes. Porque, en el fondo, todo el mundo quiere tenerlo todo grande: una casa grande, un coche grande, unas vacaciones grandes. Claro, que para eso, también hace falta otra cosa grande: una buena cartera llena de billetes. Y a ser posible, de los más grandes, de esos que nadie ha visto, y que son de color… de color… ¡ah!, tú sí los has visto ¿eh? Entonces, eres un afortunado que tendrás grandes cosas. Otra cosa que nos obsesiona, es el tamaño de nuestro miembro. No me digáis que no habéis jugado de pequeño a aquello de “a ver quién la tiene más grande”. Más grande no sé; pero el que la tenía más pequeña, era el que siempre decía: “no sabéis jugar más que a vulgaridades, yo no juego a esta tontería”. Y luego, lo marcaban con un mote haciendo alusión al supuesto tamaño mini de su aparato. Y de mayores, fijaros todos los anuncios que nos ponen para alargar el pene. ¡Joder, que no quiero tocar el timbre con el pene, que para eso tengo las manos! Y si les preguntas a las mujeres, te dicen que eso a ellas no les importa, que lo que importa es el interior. Y entonces, ¿por qué leches se fijan tanto cuándo sale un moreno con una barra de salchichón colgando? ¿O debería llamarse “salpichón? Por lo de “¡sal, pichón! El caso es que siempre nos están diciendo que “el tamaño no importa”, que creo que eso lo diría uno que la tenía pequeña; y sin embargo hay miles de cremas, pastillas y artilugios que nos asegurarán esos centímetros deseados. Y a las mujeres, les pasa tres cuartos de lo mismo. Rara es la mujer que no haya pensado en operarse los pechos. ¡Pero que manía!; si a nosotros todo lo que no abarquemos con la mano, nos da igual. Que con tanto tamaño, se distrae uno, y además se cansa. Y luego está el otro tamaño, el de la altura de cada uno. Anda que no envidiábamos a aquel amigo larguirucho que cuando íbamos a ver alguna película para mayores, le dejaban pasar. Pero si ése es más chico que yo, pensabas. Será más chico que tú de edad, porque a su lado pareces un nomo. Luego, además, ligaba más que tú; y claro, te sentías una insignificancia. Y en los juegos, si recordáis, siempre se le daba importancia a lo más grande. Para elegir algo, se cogían varios palitos, y el que sacaba el más pequeño era el que perdía. O ganaba el que saltaba más alto, o a más distancia. Nosotros para contentarnos, podremos pensar por ejemplo; dónde están los dinosaurios, que eran tan grandes. O los que tienen esas hipotecas tan grandes; qué, que no querrían tenerla más pequeña. Y qué me dices de los que tienen una nariz o unas orejas enormes. Pues que aparte de arrastrar de por vida el seudónimo de Pinocho o Dumbo, sabes que todo el mundo te mira como si fueras un bicho raro. Y el de la cabeza gorda, ¡anda que no ha tenido que aguantar chistes referentes al tema! Que si me llaman cabezón y tú que haces, yo los persigo pero se van por los callejones estrechos. Que si con tu gorra se podría llenar un saco de patatas. Que si tuvieras que usar un sombrero de paja, los burros se morirían de hambre. Que si tu cabeza fuera de oro serías rico; y hasta si fuera de barro, la de botijos que saldrían. Hay otra cosa en la que tienen desventaja los altos, y yo personalmente lo pude comprobar en el Servicio Militar. La “mili” vamos, para que nos entendamos. Primero, cuando llegada el día que te medían para ver si dabas la talla, y podías ir a la “mili”; todos hubieran querido ser bajitos por un día. Otra cosa que pude observar, era que se ensayaba mucho para desfilar con ocasión de cualquier evento que la ocasión lo requiriese. Por ejemplo el Día de las Fuerzas Armadas, la visita del Papa, u otra celebración importante. Bueno pues como decía, para esos días especiales, antes se ensayaba formando de mayor a menor altura, y así estabas varios días dando vueltas al cuartel. Ahora para arriba, media vuelta y ahora para abajo. Y así, hasta que tú mismo te preguntabas ¿y para qué coño servirá esto? Será para cuándo ganemos la guerra, digo yo. Pero la sorpresa era, que faltando unos días para salir a desfilar a la calle, contaban diez filas y diez columnas, y a los que sobrábamos hasta el final, que éramos los más bajitos, nos decían: ¡vosotros, para la compañía! ¡Vaya por Dios, que pena! Y otra vez los altos renegaban de su agraciada estatura, que les iba hacer tener que pringar desfilando un día de fiesta, que yo por supuesto cuando pasaran a mi lado iba a aprovechar para saludarles. También recuerdo otra situación graciosa en la “mili”. Había un tío de más de dos metros, que pensaba yo, “este en una trinchera, como no la cavara más hondo, le iban a acertar en la cabeza a la primera”. Bueno, pues como decía, un día de esos que salíamos a hacer ejercicios de tiro, fuimos a tirar granadas de mano. Que vaya tontería de nombre, “granadas de mano”, ¿es que se pueden lanzar con otra parte del cuerpo? Continúo, ibamos a tirar las dichosas granadas, y el teniente nos explicaba cómo teníamos que hacerlo, tirando de la anilla, lanzándola lo más lejos posible, y agachándote en una tapia de ladrillos que había para protegerse. Pues cuando llegó el turno a mi amigo el larguirucho, aquello fue un “despelote”. Porque primero lo pusieron a tirar piedras, y se le quedaban a dos metros. Y cuando pasó a la prueba final, el teniente tuvo que tirar de él para abajo, porque si no, si que lo deja más bajito. En fin, el que no se consuela, es porque no quiere.

http://severlasalreves-palindromos.blogspot.com/

3 comentarios:

minero dijo...

Amigo Palindromos, ni tan alto ni tan bajo, ni largo ni corto, ni grande ni chico, la experiencia y ¡la prudencia! nos dice que ¡TODO EN SU JUSTA MEDIDA!

Camiseta Personalizada dijo...

Oi, achei teu blog pelo google tá bem interessante gostei desse post. Quando der dá uma passada pelo meu blog, é sobre camisetas personalizadas, mostra passo a passo como criar uma camiseta personalizada bem maneira. Se você quiser linkar meu blog no seu eu ficaria agradecido, até mais e sucesso.(If you speak English can see the version in English of the Camiseta Personalizada.If he will be possible add my blog in your blogroll I thankful, bye friend).

Camiseta Personalizada dijo...

Oi, achei teu blog pelo google tá bem interessante gostei desse post. Quando der dá uma passada pelo meu blog, é sobre camisetas personalizadas, mostra passo a passo como criar uma camiseta personalizada bem maneira. Se você quiser linkar meu blog no seu eu ficaria agradecido, até mais e sucesso.(If you speak English can see the version in English of the Camiseta Personalizada.If he will be possible add my blog in your blogroll I thankful, bye friend).