miércoles, 19 de noviembre de 2008

TRES FORMAS DE NO CAMBIAR UNA RUEDA

A veces, algo que aparentemente nos puede resultar sencillo de realizar, puede complicársenos y poner nuestra vida en peligro. Una cosa que no hacemos muy a menudo; pero que sin embargo, cuando sucede no nos queda más remedio que hacer, es cambiar una rueda cuando pinchamos. Y como ocurre tan de tarde en tarde pues, la verdad, no estamos muy sueltos a la hora de hacerlo. Por eso, y como nos aconsejan estos tres vídeos en forma de spots publicitarios de la marca de neumáticos Goodyear; cuando tengas que cambiar una rueda, ten precaución y no te obsesiones con ese objeto redondo que tienes entre tus manos.



http://severlasalreves-palindromos.blogspot.com/

No hay comentarios: