lunes, 19 de marzo de 2012

¡QUE RAYOS ES ESO!

Seguramente eso pensarían los doctores que atendieron a estos extraños pacientes, ¡qué rayos es esto!. Y es que parece increíble que después de tener estos objetos dentro del cuerpo aún puedan seguir con vida. Os advierto que las imágenes son fuertes y a lo mejor os pueden impactar.

Bueno, esta no es la radiografía de una persona, pero igualmente es impactante. Corresponde a "Apache", un Husky de 10 años que además de comerse su comida se tragó también este tenedor. Fue atendido en enero de 1999 en el Veterinary Specialty Hospital of the Carolinas.


Esta imagen corresponde a un hombre de 86 años que, accidentalmente el 30 de julio de 2011, se clavó sus tijeras de podar al resbalar sobre ellas. Fue atendido en el University Medical Center de Tucson, Arizona.


Radiografía de Michael Hill, de Jacksonville, Florida, con un cuchillo de ocho pulgadas enterrado en su cráneo, que fue usada en la inauguración de un acto de "Ripley’s Believe it or not", en junio de 2007 en Times Square, New York.


Es común que algunos presos se traguen objetos para que no se los quiten o para pasar controles. Tras una redada hecha por la Dirección General de Centros Penales de El Salvador fueron encontrados cuatro teléfonos móviles que los internos escondieron donde hallaron a mano. El hecho ocurrió en la prisión de Zacatecoluca, cerca de San Salvador en septiembre de 2006.


Un doctor observa la radiografía del estómago de Mohammad Yusuf, que muestra una botella de licor en Patna, India, en junio de 2007. El caso se presentó después que los ladrones sometieran a Yusuf y le introdujeran el artefacto a la fuerza.


Fotos del abdomen de una niña de 8 años, llamada Haley Lents, de Huntingburg, Indiana, con las piezas que se tragó de un juego magnético, en mayo de 2008.


Y siguiendo con los juguetes, esta otra foto corresponde a un muñeco de "Buzz Light year".


http://severlasalreves-palindromos.blogspot.com/

No hay comentarios: